Puerto Rico, una tierra fértil para emprendedores de tecnología¿Cómo está compuesto el tejido empresarial en Puerto Rico?

Puerto Rico cuenta con un fuerte espectro de iniciativas empresariales, formado tanto por empresas tradicionales como por emprendimientos tecnológicos. Entre las primeras, catalogadas como pequeñas o medianas empresas, existen muchos casos de éxito que todavía siguen liderando algunas industrias del país. Inclusive empresas de tercera y cuarta generación.

Estas empresas suelen ser los típicos emprendimientos manejados por los mismos familiares, que crecen poco a poco, son conservadores en sus inversiones y operan localmente. Algunos ejemplos son los restaurantes, lavanderías, agencias de publicidad, medios, salones de belleza o distribuidores de alimentos, entre otros. Estas empresas se han desarrollado, en parte, gracias las instituciones bancarias locales, que han sido y siguen siendo muy importantes para la economía de la isla.

Por otro lado actualmente se está desarrollando un movimiento de nuevos emprendedores que se aprovechan de la revolución tecnológica iniciada en los años noventa con el nacimiento del Internet. Hablo de empresas impulsadas por la innovación que están basadas en las plataformas tecnológicas que  facilitan la prestación de servicios integrales y la creación de productos de vanguardia.

Este nuevo tipo de empresa, que en la actualidad está generando millones de empleos y moviendo las economías del mundo, es una de las mayores fuente de innovación, desarrollo, crecimiento de negocio y empleos. Los grandes de Silicon Valley han contribuido con su ejemplo a promover esta industria a nivel global: casos como los de Apple, Facebook y Google -grandes corporaciones que comenzaron en un garaje- han convertido los startups tecnológicos en un fenómeno de los últimos años asociado con el crecimiento exponencial y el éxito. 

¿Cuáles son las características de los emprendimientos tecnológicos?

Estas iniciativas se caracterizan por:

  • desarrollar productos innovadores y exportables;
  • nutrirse de un mundo conectado a través de las redes;
  • requerir gran capital humano, ávido en las tecnologías;
  • necesitar capital de inversión para comenzar;
  • poder operar fuera del país, traspasando fronteras;
  • tener un gran potencial de crecimiento;
  • presentan un alto riesgo a la vez que atractivas recompensas;
  • tener una cultura intraempresarial, que motiva la generación de ideas, de investigación y desarrollo.

¿Qué entorno es el adecuado para que puedan desarrollarse startups tecnológicos exitosos?

Para que esta industria pueda desarrollarse es necesario construir un entorno que la soporte y le permita crecer. Según Benjamin Joffe, fundador de la firma de consultoría de investigación digital y estrategia +8* (Plus Eight Star), el ecosistema ideal para el desarrollo de la industria tecnológica esta compuesto de seis elementos principales: el mercado, los recursos humanos, la cultura, la infraestructura, el capital financiero y las leyes.  

Recursos Humanos:

Para el desarrollo de esta industria es importante contar con recursos humanos que tengan una buena preparación y un sistema de apoyo que les de dirección y les guíe durante el proceso. Además, requiere un sistema compuesto por empresarios con experiencia y mentores que puedan ayudar a estos empresarios temerarios en su proceso. El talento debe ser bilingüe: específicamente debe hablar inglés, ya que este es un lenguaje universal y el más importante en la industria tecnológica.

Cultura:

Para crear un ecosistema amigable hacia los emprendimientos tecnológicos es necesario crear un cultura en donde se fomente el empresariado, la colaboración y la tolerancia al riesgo. Además es escencial que no se penalice al que emprende si no tiene éxito en su primer proyecto. Por el contrario, se debe animar a los emprendedores a intentarlo una y otra vez, ya que solo mediante el aprendizaje y la experiencia podrán llegar a lo más alto.

Infraestructura:

Otro elemento esencial es la infraestructura del país, que debe gozar de sólidas redes de comunicación móvil, Internet y transporte. Una buena infraestructura permite que todo se mueva más rápido, que se reduzcan los costes y que se optimicen las comunicaciones y por ende, contribuye de forma decisiva al éxito de las nuevas empresas de innovación.

Capital financiero:

Sin capital los empresarios no tienen la capacidad de emprender cuando se trata de proyectos tecnológicos de alto riesgo y crecimiento. Es necesario que exista una estructura organizada de inversores ángeles, fondos de capital privado y fondos de capital de riesgo para promover el flujo de transacciones.

Legislación:

Siguiendo a Joffe, son necesarias las leyes que ayuden al empresario, le faciliten el trámite gubernamental de manera costo efectiva, estimulen la inversión y ofrezcan un marco legal flexible que ayude a los nuevos empresarios a superar sus primeras etapas de incertidumbre.

Los países que logren reunir los elementos arriba mencionados se colocarán en una mejor posición para desarrollar una industria de innovación, desarrollo tecnológico y emprendimiento que a su vez le permitirá al país fomentar una economía sustentable. 

Puerto Rico, tierra fértil para emprendedores de tecnología

La combinación de los empresarios con la industria tecnológica es una mezcla formidable para promover el crecimiento de una economía que necesita desarrollarse y reinventarse. Debemos mirar hacia Silicon Valley como un benchmark más, pero aspirar a crear el espacio fértil para este tipo de startups en base a nuestro propio andamiaje y fortalezas.

Nuestra principal responsabilidad como puertorriqueños es entender el ecosistema que ha contribuido al desarrollo de este fenómeno además de estudiar y replicar los valores y comportamientos que se viven allí. Solo así podrá evolucionar y desarrollarse la industria de la innovación tecnológica en Puerto Rico.

Posición estratégica de Puerto Rico

La posición geográfica de Puerto Rico, su situación sociocultural, económica y política ofrece grandes oportunidades de negocio en y fuera del país. Por la relación y cercanía con los Estados Unidos, la Isla presenta una oportunidad para investigar negocios que allí son exitosos a la vez que permite aplicar esas ideas de negocio en Puerto Rico y Latinoamérica.

Además, la Isla se presenta en la actualidad como una gran alternativa para empresarios que quieren desarrollar proyectos internacionales. Por un lado, Puerto Rico posee un ingreso nacional bruto de 64.84 billones de dólares, el mayor per cápita de toda Latinoamérica. Pero además, gracias a su estatus de Estado Libre Asociado, Puerto Rico goza de autonomía fiscal, lo que resulta en la posibilidad de ofrecer grandes incentivos a empresas que se establezcan en la Isla y exporten sus servicios al exteriorLa infraestructura bancaria también está muy desarrollada, puesto que es parte del sistema financiero de los Estados Unidos y está regulado por las mismas instituciones que rigen los bancos del país vecino.  De la misma forma las leyes de protección de propiedad intelectual de los Estados Unidos aplican a Puerto Rico y el gobierno local ha puesto en vigor leyes que suplementan esta protección.

Recursos humanos altamente capacitados en tecnología

En cuanto a recursos humanos, Puerto Rico goza de una población bilingüe y muy bien preparada. Cuenta con una de las mejores universidades de Ingeniería de Latinoamérica, la Universidad de Puerto Rico en el recinto de Mayagüez. Empresas multinacionales como Boeing, Lockheed Martin, Hewlett Packard y Raytheon reclutan a cientos de estudiantes de esta institución mayagüezana año tras año. También contamos con estudiantes graduados en algunas de las mejores y más prestigiosas instituciones educativas de Estados Unidos con foco en tecnología, como el Massachusetts Instutute of Technology (MIT), Stanford University, Princenton University o el Georgia Institute of Technology, entre otras. Muchos de estos jóvenes tienen un deseo genuino de formar parte de la clase empresarial de la Isla.

Una infraestructura en crecimiento

Sin lugar a dudas, Puerto Rico cuenta con una gran oportunidad de desarrollo en el sector tecnológico. La infraestructura del país se encuentra en uno de sus mejores momentos y las redes de telecomunicaciones se siguen desarrollando con ligereza. Según Estudios Técnicos, en el 2012 la penetración de Internet se encontraba en el 50% y la de telefonía móvil en un 75%. Puerto Rico cuenta también con un sistema de autopistas que se extiende por toda la isla y un sistema de transporte que, aunque limitado, ya cuenta con un tren liviano que recorre el área metropolitana de San Juan y Bayamón.

Y sobre todo, ganas, coraje e iniciativas

Además de todo esto, se está desarrollando un ecosistema de empresas de tecnología y startups que poco a poco se dejan notar y que comienzan a hacer ruido. Son un grupo de jóvenes millennials hambrientos de éxito y desafíos, que tienen un genuino deseo de hacer una diferencia y emulan los comportamientos que se viven en ciudades como Silicon Valley (California) y Silicon Alley (Nueva York).

Como parte de este movimiento también se están desarrollando varios programas que promueven las iniciativas teconológicas, como la aceleradora de startups de de Sillicon Valley, Founders Instutite; los eventos para desarrolladores de software como el Startup Weekend, el Tech Summit, o los diversos hackathons; la creación de lugares de trabajo colaborativo como Piloto 151 en el Viejo San Juan; las plataformas de financiamiento colectivo o crowdfunding como Antrocket; y programas de aceleradoras de negocios para empresas que ya están en una etapa madura como el Guayacan Venture Acelerator.

Si bien este movimiento todavía no ha llegado a su punto máximo, sin duda revolucionará la forma en que se hacen los negocios en Puerto Rico y nos encaminará a un nuevo modelo de desarrollo económico.  

Si quieres saber más sobre por qué Puerto Rico es un excelente lugar para establecer tu startup puedes visitar Puerto Rico is the Answer.  También si te interesa más información sobre la diferencia entre las pequeñas, mediadas empresas y las impulsadas por la innovación te sugiero la lectura A Tale of Two Entrepreneurs: Understanding Differences in the Types of Entrepreneurship in the Economy.

 

Foto Shutterstock

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest2Share on Google+0Share on LinkedIn0Share on Tumblr0Share on Reddit0Email this to someone