Ser CEO de un startup es una de las tareas más retantes que cualquier persona puede tener.  Esta posición requiere entre muchas cosas construir un producto o servicio que tus clientes adoren, reclutar y mantener motivado a un equipo de trabajo, asegurar que el startup cuente con efectivo y/o capital para poder operar, levantar capital de inversion y vender entre muchas otras cosas.

Demás esta decir que sacar adelante una empresa no es fácil y menos cuando se trata de startups tecnológicos. Una de las principales causas de fracasos está en el liderazgo. Un gran CEO puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso. Pero, ¿cómo es un buen CEO? ¿Qué tienen en común los mejores directores ejecutivos de startups?

Mejores-CEOs-de-startups

Los rasgos de los mejores CEOs de startups

Hay CEOs buenos y también están los excepcionales. Pero, ¿qué distingue a los más exitosos?. En este post te compilo 17 características que, según Richard Feloni, los distinguen.

  1. Saben contratar y despedir. Los mejores CEOs tienen la capacidad de liderazgo que les permite contratar a grandes talentos. Consiguen vender su visión de proyecto a otros para integrarlos el equipo. De la misma forma a que saben contratar, también deben saber despedirlos cuando sea necesario para el bien de la empresa.
  2. Se expresan con claridad. Una de las principales cualidades de un CEO excepcional es su capacidad comunicativa. Porque el CEO es quien debe contar la historia de la empresa y venderla de una forma memorable.
  3. Convencen. Uno de los mayores retos para un CEO es superar los numerosos conflictos de interés que se generan cuando, por ejemplo, lo que quieren los clientes va en contra de lo que piden los inversores. Para esto, debe saber convencer a las partes y hacerles cambiar de opinión.
  4. Más que una empresa, construyen una cultura. Y es que la cultura corporativa es fundamental para que todos den lo máximo de sí mismos. No basta con gestionar bien la empresa; para ser un CEO excepcional hace falta construir una cultura en la que cada miembro tenga una misión.
  5. Escuchan y actúan. Uno de los errores más comunes de los CEOs es que les gusta hablar mucho, pero no escuchan. Estar abierto a nuevas opiniones y a recibir feedback es fundamental, pero los buenos CEOs no se quedan en eso, sino que absorben ese feedback y actúan en consecuencia. Y los mejores reconocen la aportación de otros y dan el crédito correspondiente.
  6. Pueden tomar decisiones rápidamente. En el mundo de los startups hay que tomar muchas decisiones cada día. Esto limita los recursos de análisis y tiempo para cada una. Muchas veces estas decisiones las suele tomar el CEO solo, sin contar con un equipo que lo respalde en cada caso.
  7. Se adaptan a los cambios. Los mejores CEO tienen una gran capacidad para adaptarse a escenarios cambiantes, ajustando en cada momento su producto o modelo de negocio a las necesidades del mercado.
  8. Son perseverantes. Dicen que Roma no se hizo en un día, y de la misma forma, pocas startups llegan al éxito apenas comienzan. Conseguir resultados toma tiempo.  Por eso un buen CEO no se rinde y busca todas las formas posibles para salir adelante, aún frente a grandes adversidades.
  9. Tienen valentía. Montar un startup implica una buena dosis de valentía. Los CEOs más destacados tienen también el valor de tomar decisiones impopulares e incluso de crear enemigos en el camino.
  10. Tienen una visión. Esta cualidad no se trata de liderazgo, sino de algo mucho más elemental. Tener una visión significa ser capaz de generar un producto o servicio importante, que genere interés. Si un CEO no tiene visión, difícilmente será relevante.
  11. Son detallistas. Sobre todo en la etapa inicial de cualquier emprendimiento, el CEO debe estar en todo, ya que tiene que supervisar miles de detalles, desde aspectos financieros a temas de diseño.
  12. No gestionan a nivel micro. A pesar de estar en los detalles, los grandes CEOs saben cómo construir modelos que puedan dar resultados a gran escala.
  13. Defienden al cliente. Los mejores CEOs conocen perfectamente a sus clientes, saben lo que necesitan y son conscientes cuando toman decisiones que van en contra de ellos.
  14. Son generosos. Un CEO que se preocupe por sus empleados, que cuide a sus clientes y socios seguro recibirá más colaboración del resto de la gente.
  15. Son muy competitivos. Los mejores CEOs del mundo no se conforman con que a su empresa le vaya bien. Quieren conseguir todos los clientes, tener los mejores empleados y cerrar los mejores acuerdos.
  16. Saben enfocarse. Hasta que no acaben lo que han empezado, no descansarán, porque saben en qué deben concentrarse al 100%. Se dice que Steve Jobs no dejaba que los equipos se fueran con sus tareas inacabadas.
  17. Siempre ejecutan su visión. Porque aquellos buenos CEOs saben que, si no están encima del proyecto constantemente, difícilmente los demás vayan a mantenerse fieles a su visión.

Convertirte en un CEO excepcional no es imposible. Puede tomarte algo de tiempo pero lo puedes lograr.  Lo importante es que te enfoques en cultivar los hábitos, comportamientos y el conocimiento para hacerlo.  Yo voy a ti.  Adelante!

 

Foto cortesía de Acaben

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Google+4Share on LinkedIn0Share on Tumblr0Share on Reddit0Email this to someone