empresas lean_cobian media

Las empresas lean incorporan la innovación.

Para seguir a la vanguardia en su industria, las grandes empresas tienen que aprender de los startups para ser empresas lean.

En los últimos años hemos visto como negocios multimillonarios, luego de décadas como líderes en su sector, se desmoronan. A la vez, ha sido notable el crecimiento exponencial de los startups que en poco tiempo se han valorado en cientos de millones de dólares y convertido en sinónimo de innovación.

¿Qué ha pasado? ¿Cómo se pueden transformar las grandes compañías para seguir a la vanguardia?

Trevor Owens y Obie Fernnádez parecen haber encontrado la clave con su propuesta de empresas lean. En su libro The Lean Enterprise analizan los principales factores que han llevado a las grandes empresas a la situación actual y explican aspectos más importantes que ellas deben aprender de los startups.

Innovar o consolidarse

La apuesta por la innovación siempre ha tenido un doble filo.

La mayoría de las empresas que se han hecho camino en el mercado lo ha conseguido ofreciendo un producto o servicio con nuevas propuestas de valor. Luego han ido creciendo poco a poco hasta consolidarse como grandes empresas.

En ese momento el enfoque se invierte: si el modelo ha funcionado, ¿para qué cambiar? Ya hay un mercado para ese producto, ya la marca es reconocida; innovar, o cambiar, sería correr el riesgo de perder aquello que se ha conseguido. Entonces, la innovación parece no ser necesaria ya que la marca aparenta tener una posición dominante.

Es entonces cuando surgen nuevos negocios con propuestas disruptivas y más económicas. Estos negocios serán los nuevos líderes de la innovación y retarán a las que antes dominaban.

Esto ya lo explicó en 1997 Clayton Christensen en su renombrado libro requisito en Silicon Valley, El dilema de los innovadores.

La alternativa del intrapreneurship

Hace un tiempo te conté lo que es el intrapreneurship y lo que este puede aportar a las grandes empresas.

Muchas compañías han adoptado este enfoque con la intención de superar el dilema y mantener su liderazgo por un lado mientras siguen innovando por otro.

Por lo general, éstas empresas deciden ser una empresa lean. Es decircrean su departamento de intrapreneurship modernizando algunas oficinas. Luego, escogen a algunos de sus empleados más innovadores, cambian sus puestos al de emprendedores, y le dan un salario considerable, autonomía o libertad en la toma de decisiones.

Sin embargo, el intrapreneurship no funciona o al menos no como se hace hoy en día.

A pesar de las buenas intenciones, hay 3 grandes problemas que suelen hacer del intrapreneurship un fracaso:

  1. La autonomía
  2. El incentivo
  3. La atención

Autonomía

Owens y Fernández entienden la autonomía en dos sentidos diferentes:

Por un lado se refieren a la autonomía mental necesaria para que un proyecto innovador prospere. Esto es difícil una vez que un empleado ha asimilado la mentalidad de la empresa y será complicado salirse de ella para innovar.

Pero también está la autonomía física, ya que los emprendedores no son de estar metidos en una oficina. Los emprendedores siempre están en constante movimiento: en contacto con la gente, en la calle con los clientes, pendientes al mercado y las tendencias más recientes, entre otros.

Incentivo

El incentivo también es un tema central. Aunque hacerse rico no es la primera ni única motivación de los emprendedores, es innegable que la recompensa económica importa… y mucho. A mayor recompensa, mayor incentivo para tomar grandes riesgos y solucionar lo imposible.

Atención

El foco de atención es el tercer gran problema. Cuando se trata de innovar, el objetivo no es a corto plazo, sino que puede comenzar a ser visible al cabo de un año de trabajo. Si a un departamento de intrapreneurship se le piden informes periódicos de sus avances para justificar el financiamiento recibido, solo se consigue que la atención deje de estar en las grandes metas y se diluya en cuestiones políticas, productos secundarios y otras distracciones que no llevarán a ningún lado.

En conclusión, para innovar exitosamente no basta con tener un departamento de innovación. La propia compañía desde su base debe proveer un entorno innovador.  Para esto es clave estar enfocado en crear una empresa lean cuya cultura organizacional sea una de innovación con el apoyo de los líderes de la misma.

No sirve tener un departamento de Intrapreneurship sin un entorno empresarial innovador. Clic para tuitear

Empresas lean: La superación del dilema

Para superar esos tres obstáculos las grandes empresas deben aprender de los startups. Ese es el único camino para poder incentivar la innovación y seguir a la vanguardia.

La clave está en el modelo de la empresa lean, de Eric Ries. Éste ha demostrado ser exitoso a la hora de crear proyectos viables con gran agilidad, flexibilidad, y con muy pocos recursos económicos. Para más detalles, consulta mi artículo sobre lean startup.

Dentro de todo lo que este modelo tiene para aportar a las grandes empresas (además del pivoteo, la iteración y otros conceptos clave), Owens y Fernández rescatan particularmente la rentabilidad de la innovación.

Se trata de una técnica pensada específicamente para medir el progreso de un startup en su camino hacia la viabilidad. Para ello, hay que analizar cuáles son las métricas del comportamiento de los usuarios más importantes para el crecimiento del negocio y el resultado de su impacto.

¿Y por qué medir el comportamiento del usuario es tan importante? Porque, por su propio carácter innovador, estas empresas requieren que el usuario adquiera nuevos hábitos–que se involucre en actividades que no había hecho hasta ahora. Por eso el desarrollo de los comportamientos ligados al producto es un indicador de su viabilidad.

Este modelo de rentabilidad de la innovación ya es suficiente para experimentar con diversas hipótesis y medir el crecimiento de la compañía antes de lanzar el producto al mercado. En una etapa más avanzada sirve para analizar cómo determinados cambios en el producto pueden impactar en el comportamiento de los clientes y en la empresa.

¿Cómo medir la viabilidad de la innovación? Analiza el comportamiento de tus usuarios. Clic para tuitear

Ventajas de las empresas lean

Gracias a esta solución lean, las empresas pueden medir y analizar el progreso de sus esfuerzos. También pueden presentar sus resultados a las diferentes partes involucradas en el proyecto.

La valoración del proyecto se puede hacer comparando estos datos con emprendimientos parecidos, gracias a la información disponible en sitios como AngelList. Es importante entender que las empresas lean incorporan la innovación sin imponerle los límites de una gran empresa tradicional: da mayor autonomía a los emprendedores permitiendo que estos pueden mantener su foco en la innovación, sin perder el incentivo.

Este nuevo enfoque les permite a las compañías fortalecer su reputación en innovación. Esto ayuda no solo a retener su talento sino también a atraer nuevos emprendedores, especialmente a aquellos que se sienten estimulados por una organización innovadora, en constante crecimiento, y que asume parte de los riesgos.

Carlos R. Cobián
Twitter: @cobianmedia
Facebook: Cobianmedia

Share on Facebook20Tweet about this on Twitter0Pin on Pinterest0Share on Google+0Share on LinkedIn9Share on Tumblr0Share on Reddit0Email this to someone